Reportaje

24/02/2003 12:00 (UTC)

GUIA LITERARIA

Sade: historia de un rebelde solitario

  • Fecha: 24/02/2003 12:00 (UTC)
  • Autor: Oscar Peyrou
  • Fotos: 4
  • Palabras: 1017
  • Referencia: 4000007140

El marqués de Sade fue, además del denominador involuntario de una perversión patológica, uno de los precursores de la Revolución Francesa y uno de los espíritus más libres que hayan existido jamás.

La editorial Cátedra acaba de publicar "Justina o los infortunios de la virtud" que,

como toda la obra de Sade, es lo contrario de lo que parece: un texto eminentemente moralista en el que el autor da a conocer su opinión sobre lo que debe considerarse un ser humano pleno.

Sade, un ser absoluto que no vaciló en llegar hasta el fin de su pensamiento y hasta el extremo límite de sus consecuencias lógicas sin que le importaran las convenciones sociales ni las leyes injustas, es, sobre todo, recordado popularmente hoy por la enfermedad que lleva su nombre y que designa a los que gozan con el sufrimiento ajeno.

Donatien-Alphonse-Francois de Sade, que nació el 2 de junio de 1740 en el seno de una aristocrática familia del norte de Francia, fue enviado a prisión como consecuencia de sus ideas por Luis XV, por Luis XVI, por la Convención y por Napoleón.

"Encerrado durante 30 años, murió en un asilo de alienados más lúcido y más puro que ninguno de sus contemporáneos", dijo de él el poeta...

  • Fecha: 24/02/2003 12:00 (UTC)
  • Autor: Oscar Peyrou
  • Fotos: 4
  • Palabras: 1017
  • Referencia: 4000007140

El marqués de Sade fue, además del denominador involuntario de una perversión patológica, uno de los precursores de la Revolución Francesa y uno de los espíritus más libres que hayan existido jamás.

La editorial Cátedra acaba de publicar "Justina o los infortunios de la virtud" que,

como toda la obra de Sade, es lo contrario de lo que parece: un texto eminentemente moralista en el que el autor da a conocer su opinión sobre lo que debe considerarse un ser humano pleno.

Sade, un ser absoluto que no vaciló en llegar hasta el fin de su pensamiento y hasta el extremo límite de sus consecuencias lógicas sin que le importaran las convenciones sociales ni las leyes injustas, es, sobre todo, recordado popularmente hoy por la enfermedad que lleva su nombre y que designa a los que gozan con el sufrimiento ajeno.

Donatien-Alphonse-Francois de Sade, que nació el 2 de junio de 1740 en el seno de una aristocrática familia del norte de Francia, fue enviado a prisión como consecuencia de sus ideas por Luis XV, por Luis XVI, por la Convención y por Napoleón.

"Encerrado durante 30 años, murió en un asilo de alienados más lúcido y más puro que ninguno de sus contemporáneos", dijo de él el poeta...

  • Fecha: 24/02/2003 12:00 (UTC)
  • Autor: Oscar Peyrou
  • Fotos: 4
  • Palabras: 1017
  • Referencia: 4000007140

El marqués de Sade fue, además del denominador involuntario de una perversión patológica, uno de los precursores de la Revolución Francesa y uno de los espíritus más libres que hayan existido jamás.

La editorial Cátedra acaba de publicar "Justina o los infortunios de la virtud" que,

como toda la obra de Sade, es lo contrario de lo que parece: un texto eminentemente moralista en el que el autor da a conocer su opinión sobre lo que debe considerarse un ser humano pleno.

Sade, un ser absoluto que no vaciló en llegar hasta el fin de su pensamiento y hasta el extremo límite de sus consecuencias lógicas sin que le importaran las convenciones sociales ni las leyes injustas, es, sobre todo, recordado popularmente hoy por la enfermedad que lleva su nombre y que designa a los que gozan con el sufrimiento ajeno.

Donatien-Alphonse-Francois de Sade, que nació el 2 de junio de 1740 en el seno de una aristocrática familia del norte de Francia, fue enviado a prisión como consecuencia de sus ideas por Luis XV, por Luis XVI, por la Convención y por Napoleón.

"Encerrado durante 30 años, murió en un asilo de alienados más lúcido y más puro que ninguno de sus contemporáneos", dijo de él el poeta...

  • Fecha: 24/02/2003 12:00 (UTC)
  • Autor: Oscar Peyrou
  • Fotos: 4
  • Palabras: 1017
  • Referencia: 4000007140

El marqués de Sade fue, además del denominador involuntario de una perversión patológica, uno de los precursores de la Revolución Francesa y uno de los espíritus más libres que hayan existido jamás.

La editorial Cátedra acaba de publicar "Justina o los infortunios de la virtud" que,

como toda la obra de Sade, es lo contrario de lo que parece: un texto eminentemente moralista en el que el autor da a conocer su opinión sobre lo que debe considerarse un ser humano pleno.

Sade, un ser absoluto que no vaciló en llegar hasta el fin de su pensamiento y hasta el extremo límite de sus consecuencias lógicas sin que le importaran las convenciones sociales ni las leyes injustas, es, sobre todo, recordado popularmente hoy por la enfermedad que lleva su nombre y que designa a los que gozan con el sufrimiento ajeno.

Donatien-Alphonse-Francois de Sade, que nació el 2 de junio de 1740 en el seno de una aristocrática familia del norte de Francia, fue enviado a prisión como consecuencia de sus ideas por Luis XV, por Luis XVI, por la Convención y por Napoleón.

"Encerrado durante 30 años, murió en un asilo de alienados más lúcido y más puro que ninguno de sus contemporáneos", dijo de él el poeta...

Contenidos del Reportaje:

<
>

El actor australiano Geoffrey Rush interpretó al marqués de Sade en la película "Quills".

Portada de la última edición de "Justina", del marqués de Sade.

Portada del libro de Bourget.

Portada del último libro de Luis Alberto de Cuenca.

Sugerencias de Producto

Foto
Fototeca
Foto
Gráfico deportes España
Vídeo
EFE VÍDEO
Reportaje
Reportajes general España
Foto
Servicio Gráfico General España
Texto
Texto España
Multimedia
Contenidos digitales general multimedia con vídeo España
Texto
EFECOM