Reportaje

31/07/2010 12:00 (UTC)

CINE

Prejubilaciones "made in Hollywood"

Si Hollywood todavía no ha dado con la receta del éxito, hay otra pregunta que inquieta en los corrillos de los grandes estudios: ¿Cuál es el mejor momento para retirarse? La decadencia, aunque es muy cinematográfica, no es deseable para la realidad de las estrellas. Tras un proceso de desprestigio personal más que profesional, Mel Gibson ha tomado la decisión de hacer mutis por el foro y desaparecer de la escena pública, opción que en su día, aplicando lo de que una retirada a tiempo es una victoria, tomaron por un motivo u otro leyendas del calibre de Greta Garbo, Cary Grant o Jane Fonda.

DESTACADOS:

-- Mel Gibson ha conseguido mantener durante décadas su tirón cinematográfico intercalando su labor de director y actor, y ha sido su vida personal la que ha arruinado su popularidad.

-- Para estrellas como Greta Garbo o Cary Grant la retirada colaboró a mantener sobre su estrellato un aire de inmortalidad, pero otras, como James Cagney y Jane Fonda, acabaron volviendo con mayor o menor éxito al embrujo del cine.

-- Otros actores de renombre, como Ronald Reagan, Grace Kelly o Glenda Jackson, dejaron su profesión para acceder a las altas esferas del poder.

Billy Wilder retrató con mano maestra en "Sunset Boulevard" el patetismo de esas estrellas aparcadas entre fantasmas y píldoras para la depresión y, en el fondo, no estaba sino dando a Gloria Swanson la oportunidad de mostrar lo que era la realidad para ella y muchos de sus compañeros de generación tras la llegada del cine mudo.

Ella revivió gracias al papel de Norma Desmond, pero después no insistió mucho más en el cine y...

Si Hollywood todavía no ha dado con la receta del éxito, hay otra pregunta que inquieta en los corrillos de los grandes estudios: ¿Cuál es el mejor momento para retirarse? La decadencia, aunque es muy cinematográfica, no es deseable para la realidad de las estrellas. Tras un proceso de desprestigio personal más que profesional, Mel Gibson ha tomado la decisión de hacer mutis por el foro y desaparecer de la escena pública, opción que en su día, aplicando lo de que una retirada a tiempo es una victoria, tomaron por un motivo u otro leyendas del calibre de Greta Garbo, Cary Grant o Jane Fonda.

DESTACADOS:

-- Mel Gibson ha conseguido mantener durante décadas su tirón cinematográfico intercalando su labor de director y actor, y ha sido su vida personal la que ha arruinado su popularidad.

-- Para estrellas como Greta Garbo o Cary Grant la retirada colaboró a mantener sobre su estrellato un aire de inmortalidad, pero otras, como James Cagney y Jane Fonda, acabaron volviendo con mayor o menor éxito al embrujo del cine.

-- Otros actores de renombre, como Ronald Reagan, Grace Kelly o Glenda Jackson, dejaron su profesión para acceder a las altas esferas del poder.

Billy Wilder retrató con mano maestra en "Sunset Boulevard" el patetismo de esas estrellas aparcadas entre fantasmas y píldoras para la depresión y, en el fondo, no estaba sino dando a Gloria Swanson la oportunidad de mostrar lo que era la realidad para ella y muchos de sus compañeros de generación tras la llegada del cine mudo.

Ella revivió gracias al papel de Norma Desmond, pero después no insistió mucho más en el cine y...

Si Hollywood todavía no ha dado con la receta del éxito, hay otra pregunta que inquieta en los corrillos de los grandes estudios: ¿Cuál es el mejor momento para retirarse? La decadencia, aunque es muy cinematográfica, no es deseable para la realidad de las estrellas. Tras un proceso de desprestigio personal más que profesional, Mel Gibson ha tomado la decisión de hacer mutis por el foro y desaparecer de la escena pública, opción que en su día, aplicando lo de que una retirada a tiempo es una victoria, tomaron por un motivo u otro leyendas del calibre de Greta Garbo, Cary Grant o Jane Fonda.

DESTACADOS:

-- Mel Gibson ha conseguido mantener durante décadas su tirón cinematográfico intercalando su labor de director y actor, y ha sido su vida personal la que ha arruinado su popularidad.

-- Para estrellas como Greta Garbo o Cary Grant la retirada colaboró a mantener sobre su estrellato un aire de inmortalidad, pero otras, como James Cagney y Jane Fonda, acabaron volviendo con mayor o menor éxito al embrujo del cine.

-- Otros actores de renombre, como Ronald Reagan, Grace Kelly o Glenda Jackson, dejaron su profesión para acceder a las altas esferas del poder.

Billy Wilder retrató con mano maestra en "Sunset Boulevard" el patetismo de esas estrellas aparcadas entre fantasmas y píldoras para la depresión y, en el fondo, no estaba sino dando a Gloria Swanson la oportunidad de mostrar lo que era la realidad para ella y muchos de sus compañeros de generación tras la llegada del cine mudo.

Ella revivió gracias al papel de Norma Desmond, pero después no insistió mucho más en el cine y...

Si Hollywood todavía no ha dado con la receta del éxito, hay otra pregunta que inquieta en los corrillos de los grandes estudios: ¿Cuál es el mejor momento para retirarse? La decadencia, aunque es muy cinematográfica, no es deseable para la realidad de las estrellas. Tras un proceso de desprestigio personal más que profesional, Mel Gibson ha tomado la decisión de hacer mutis por el foro y desaparecer de la escena pública, opción que en su día, aplicando lo de que una retirada a tiempo es una victoria, tomaron por un motivo u otro leyendas del calibre de Greta Garbo, Cary Grant o Jane Fonda.

DESTACADOS:

-- Mel Gibson ha conseguido mantener durante décadas su tirón cinematográfico intercalando su labor de director y actor, y ha sido su vida personal la que ha arruinado su popularidad.

-- Para estrellas como Greta Garbo o Cary Grant la retirada colaboró a mantener sobre su estrellato un aire de inmortalidad, pero otras, como James Cagney y Jane Fonda, acabaron volviendo con mayor o menor éxito al embrujo del cine.

-- Otros actores de renombre, como Ronald Reagan, Grace Kelly o Glenda Jackson, dejaron su profesión para acceder a las altas esferas del poder.

Billy Wilder retrató con mano maestra en "Sunset Boulevard" el patetismo de esas estrellas aparcadas entre fantasmas y píldoras para la depresión y, en el fondo, no estaba sino dando a Gloria Swanson la oportunidad de mostrar lo que era la realidad para ella y muchos de sus compañeros de generación tras la llegada del cine mudo.

Ella revivió gracias al papel de Norma Desmond, pero después no insistió mucho más en el cine y...

Si Hollywood todavía no ha dado con la receta del éxito, hay otra pregunta que inquieta en los corrillos de los grandes estudios: ¿Cuál es el mejor momento para retirarse? La decadencia, aunque es muy cinematográfica, no es deseable para la realidad de las estrellas. Tras un proceso de desprestigio personal más que profesional, Mel Gibson ha tomado la decisión de hacer mutis por el foro y desaparecer de la escena pública, opción que en su día, aplicando lo de que una retirada a tiempo es una victoria, tomaron por un motivo u otro leyendas del calibre de Greta Garbo, Cary Grant o Jane Fonda.

DESTACADOS:

-- Mel Gibson ha conseguido mantener durante décadas su tirón cinematográfico intercalando su labor de director y actor, y ha sido su vida personal la que ha arruinado su popularidad.

-- Para estrellas como Greta Garbo o Cary Grant la retirada colaboró a mantener sobre su estrellato un aire de inmortalidad, pero otras, como James Cagney y Jane Fonda, acabaron volviendo con mayor o menor éxito al embrujo del cine.

-- Otros actores de renombre, como Ronald Reagan, Grace Kelly o Glenda Jackson, dejaron su profesión para acceder a las altas esferas del poder.

Billy Wilder retrató con mano maestra en "Sunset Boulevard" el patetismo de esas estrellas aparcadas entre fantasmas y píldoras para la depresión y, en el fondo, no estaba sino dando a Gloria Swanson la oportunidad de mostrar lo que era la realidad para ella y muchos de sus compañeros de generación tras la llegada del cine mudo.

Ella revivió gracias al papel de Norma Desmond, pero después no insistió mucho más en el cine y...

Si Hollywood todavía no ha dado con la receta del éxito, hay otra pregunta que inquieta en los corrillos de los grandes estudios: ¿Cuál es el mejor momento para retirarse? La decadencia, aunque es muy cinematográfica, no es deseable para la realidad de las estrellas. Tras un proceso de desprestigio personal más que profesional, Mel Gibson ha tomado la decisión de hacer mutis por el foro y desaparecer de la escena pública, opción que en su día, aplicando lo de que una retirada a tiempo es una victoria, tomaron por un motivo u otro leyendas del calibre de Greta Garbo, Cary Grant o Jane Fonda.

DESTACADOS:

-- Mel Gibson ha conseguido mantener durante décadas su tirón cinematográfico intercalando su labor de director y actor, y ha sido su vida personal la que ha arruinado su popularidad.

-- Para estrellas como Greta Garbo o Cary Grant la retirada colaboró a mantener sobre su estrellato un aire de inmortalidad, pero otras, como James Cagney y Jane Fonda, acabaron volviendo con mayor o menor éxito al embrujo del cine.

-- Otros actores de renombre, como Ronald Reagan, Grace Kelly o Glenda Jackson, dejaron su profesión para acceder a las altas esferas del poder.

Billy Wilder retrató con mano maestra en "Sunset Boulevard" el patetismo de esas estrellas aparcadas entre fantasmas y píldoras para la depresión y, en el fondo, no estaba sino dando a Gloria Swanson la oportunidad de mostrar lo que era la realidad para ella y muchos de sus compañeros de generación tras la llegada del cine mudo.

Ella revivió gracias al papel de Norma Desmond, pero después no insistió mucho más en el cine y...

Contenidos del Reportaje:

<
>

Mel Gibson junto a su ex novia, la cantante y actriz rusa Oksana Grigorieva, antes de que la separación entre ambos deteriorara la imagen del actor hasta forzar su retirada.

La actriz sueca Greta Garbo oculta el rostro tras su bolso para impedir que la fotografíen en Nueva York en 1970. Llevaba retirada desde 1941

Cary Grant se retiró de las pantallas cuando sintió que su galantería ya no respondía al tipo de hombre que él mismo había acuñado, pero siguió apareciendo públicamente, como en esta foto tomada en Barcelona en 1980, en la que aparece junto al artista catalán Xavier Cugat.

Grace Kelly hizo la que probablemente sea la retirada más espectacular de la Historia del cine: dejó las pantallas en 1955 para convertirse en Princesa de Mónaco.

Jane Fonda se retiró en su mejor momento en los años ochenta y protagonizó un decepcionante retorno ya en pleno siglo XXI con la comedia "Monster-in-Law", al lado de Jennifer López.

La actriz y cantante Pepa Flores, más conocida como Marisol, se retiró en 1984, año en el que clausuró el Congreso del Partido Comunista de España (PCE), celebrado en el Palacio de los Deportes de Madrid.

Sugerencias de Producto

Texto
Texto deportes general España
Vídeo
EFE VÍDEO
Foto
Gráfico Cataluña
Texto
EFECOM
Texto
Texto España
Vídeo
EFE VÍDEO Internacional para España
Texto
Texto Andalucía
Multimedia
Contenidos digitales general multimedia con vídeo España