Reportaje

02/10/2002 12:00 (UTC)

GENTE

Imelda Marcos: “Soy fuerte y bella”

  • Fecha: 02/10/2002 12:00 (UTC)
  • Autor: Esther Rebollo
  • Fotos: 6
  • Palabras: 1405
  • Referencia: 4000005996

Conocida como “La mariposa de hierro”, nieta de un fraile español, nació en Manila, vivió las miserias de la Segunda Guerra Mundial, fue reina de la belleza, se casó con Ferdinand Marcos y se convirtió en una de las mujeres más controvertidas y admiradas del siglo XX. ¿Un cuento de hadas o la historia de una mujer con coraje?

Imelda Romualdez Marcos, tras un largo silencio debido a los numerosos procesos judiciales emprendidos en su contra por aquellos que le empujaron al exilio, nos abre las puertas de su mansión de Manila con motivo de su 73 cumpleaños.

Sillerías de Napoleón Bonaparte, obras de Picasso, Goya, Gauguin, esculturas del renacimiento chino y del imperio jemer, junto a un piano de cola donde se amontonan sus retratos junto a mandatarios de todo el mundo, es el entorno donde vive la ex primera dama filipina. "Son grandes recuerdos", afirma.

"Yo también tengo sangre española", fueron sus primeras palabras tras un cordial saludo y una suave sonrisa.

La aún poderosa Imelda, a quien sólo le faltó portar una corona para ser una auténtica reina, deslumbró a las mujeres más ricas y hermosas del mundo, y ahora es una coqueta abuela de ocho nietos que sabe todavía cómo levantar pasiones.

Nació en el seno de una familia de prominentes juristas y políticos, pero ella pertenecía a la rama pobre de...

  • Fecha: 02/10/2002 12:00 (UTC)
  • Autor: Esther Rebollo
  • Fotos: 6
  • Palabras: 1405
  • Referencia: 4000005996

Conocida como “La mariposa de hierro”, nieta de un fraile español, nació en Manila, vivió las miserias de la Segunda Guerra Mundial, fue reina de la belleza, se casó con Ferdinand Marcos y se convirtió en una de las mujeres más controvertidas y admiradas del siglo XX. ¿Un cuento de hadas o la historia de una mujer con coraje?

Imelda Romualdez Marcos, tras un largo silencio debido a los numerosos procesos judiciales emprendidos en su contra por aquellos que le empujaron al exilio, nos abre las puertas de su mansión de Manila con motivo de su 73 cumpleaños.

Sillerías de Napoleón Bonaparte, obras de Picasso, Goya, Gauguin, esculturas del renacimiento chino y del imperio jemer, junto a un piano de cola donde se amontonan sus retratos junto a mandatarios de todo el mundo, es el entorno donde vive la ex primera dama filipina. "Son grandes recuerdos", afirma.

"Yo también tengo sangre española", fueron sus primeras palabras tras un cordial saludo y una suave sonrisa.

La aún poderosa Imelda, a quien sólo le faltó portar una corona para ser una auténtica reina, deslumbró a las mujeres más ricas y hermosas del mundo, y ahora es una coqueta abuela de ocho nietos que sabe todavía cómo levantar pasiones.

Nació en el seno de una familia de prominentes juristas y políticos, pero ella pertenecía a la rama pobre de...

  • Fecha: 02/10/2002 12:00 (UTC)
  • Autor: Esther Rebollo
  • Fotos: 6
  • Palabras: 1405
  • Referencia: 4000005996

Conocida como “La mariposa de hierro”, nieta de un fraile español, nació en Manila, vivió las miserias de la Segunda Guerra Mundial, fue reina de la belleza, se casó con Ferdinand Marcos y se convirtió en una de las mujeres más controvertidas y admiradas del siglo XX. ¿Un cuento de hadas o la historia de una mujer con coraje?

Imelda Romualdez Marcos, tras un largo silencio debido a los numerosos procesos judiciales emprendidos en su contra por aquellos que le empujaron al exilio, nos abre las puertas de su mansión de Manila con motivo de su 73 cumpleaños.

Sillerías de Napoleón Bonaparte, obras de Picasso, Goya, Gauguin, esculturas del renacimiento chino y del imperio jemer, junto a un piano de cola donde se amontonan sus retratos junto a mandatarios de todo el mundo, es el entorno donde vive la ex primera dama filipina. "Son grandes recuerdos", afirma.

"Yo también tengo sangre española", fueron sus primeras palabras tras un cordial saludo y una suave sonrisa.

La aún poderosa Imelda, a quien sólo le faltó portar una corona para ser una auténtica reina, deslumbró a las mujeres más ricas y hermosas del mundo, y ahora es una coqueta abuela de ocho nietos que sabe todavía cómo levantar pasiones.

Nació en el seno de una familia de prominentes juristas y políticos, pero ella pertenecía a la rama pobre de...

  • Fecha: 02/10/2002 12:00 (UTC)
  • Autor: Esther Rebollo
  • Fotos: 6
  • Palabras: 1405
  • Referencia: 4000005996

Conocida como “La mariposa de hierro”, nieta de un fraile español, nació en Manila, vivió las miserias de la Segunda Guerra Mundial, fue reina de la belleza, se casó con Ferdinand Marcos y se convirtió en una de las mujeres más controvertidas y admiradas del siglo XX. ¿Un cuento de hadas o la historia de una mujer con coraje?

Imelda Romualdez Marcos, tras un largo silencio debido a los numerosos procesos judiciales emprendidos en su contra por aquellos que le empujaron al exilio, nos abre las puertas de su mansión de Manila con motivo de su 73 cumpleaños.

Sillerías de Napoleón Bonaparte, obras de Picasso, Goya, Gauguin, esculturas del renacimiento chino y del imperio jemer, junto a un piano de cola donde se amontonan sus retratos junto a mandatarios de todo el mundo, es el entorno donde vive la ex primera dama filipina. "Son grandes recuerdos", afirma.

"Yo también tengo sangre española", fueron sus primeras palabras tras un cordial saludo y una suave sonrisa.

La aún poderosa Imelda, a quien sólo le faltó portar una corona para ser una auténtica reina, deslumbró a las mujeres más ricas y hermosas del mundo, y ahora es una coqueta abuela de ocho nietos que sabe todavía cómo levantar pasiones.

Nació en el seno de una familia de prominentes juristas y políticos, pero ella pertenecía a la rama pobre de...

  • Fecha: 02/10/2002 12:00 (UTC)
  • Autor: Esther Rebollo
  • Fotos: 6
  • Palabras: 1405
  • Referencia: 4000005996

Conocida como “La mariposa de hierro”, nieta de un fraile español, nació en Manila, vivió las miserias de la Segunda Guerra Mundial, fue reina de la belleza, se casó con Ferdinand Marcos y se convirtió en una de las mujeres más controvertidas y admiradas del siglo XX. ¿Un cuento de hadas o la historia de una mujer con coraje?

Imelda Romualdez Marcos, tras un largo silencio debido a los numerosos procesos judiciales emprendidos en su contra por aquellos que le empujaron al exilio, nos abre las puertas de su mansión de Manila con motivo de su 73 cumpleaños.

Sillerías de Napoleón Bonaparte, obras de Picasso, Goya, Gauguin, esculturas del renacimiento chino y del imperio jemer, junto a un piano de cola donde se amontonan sus retratos junto a mandatarios de todo el mundo, es el entorno donde vive la ex primera dama filipina. "Son grandes recuerdos", afirma.

"Yo también tengo sangre española", fueron sus primeras palabras tras un cordial saludo y una suave sonrisa.

La aún poderosa Imelda, a quien sólo le faltó portar una corona para ser una auténtica reina, deslumbró a las mujeres más ricas y hermosas del mundo, y ahora es una coqueta abuela de ocho nietos que sabe todavía cómo levantar pasiones.

Nació en el seno de una familia de prominentes juristas y políticos, pero ella pertenecía a la rama pobre de...

  • Fecha: 02/10/2002 12:00 (UTC)
  • Autor: Esther Rebollo
  • Fotos: 6
  • Palabras: 1405
  • Referencia: 4000005996

Conocida como “La mariposa de hierro”, nieta de un fraile español, nació en Manila, vivió las miserias de la Segunda Guerra Mundial, fue reina de la belleza, se casó con Ferdinand Marcos y se convirtió en una de las mujeres más controvertidas y admiradas del siglo XX. ¿Un cuento de hadas o la historia de una mujer con coraje?

Imelda Romualdez Marcos, tras un largo silencio debido a los numerosos procesos judiciales emprendidos en su contra por aquellos que le empujaron al exilio, nos abre las puertas de su mansión de Manila con motivo de su 73 cumpleaños.

Sillerías de Napoleón Bonaparte, obras de Picasso, Goya, Gauguin, esculturas del renacimiento chino y del imperio jemer, junto a un piano de cola donde se amontonan sus retratos junto a mandatarios de todo el mundo, es el entorno donde vive la ex primera dama filipina. "Son grandes recuerdos", afirma.

"Yo también tengo sangre española", fueron sus primeras palabras tras un cordial saludo y una suave sonrisa.

La aún poderosa Imelda, a quien sólo le faltó portar una corona para ser una auténtica reina, deslumbró a las mujeres más ricas y hermosas del mundo, y ahora es una coqueta abuela de ocho nietos que sabe todavía cómo levantar pasiones.

Nació en el seno de una familia de prominentes juristas y políticos, pero ella pertenecía a la rama pobre de...

Contenidos del Reportaje:

<
>

En el jardín tropical de su mansión, Imelda posa delante de la imagen de la Virgen de Fátima, patrona de Portugal, que hizo llegar a Manila desde Rusia. Luce un "temo" de color marfil y negro, con pedrería, diseñado por el filipino Ramón Valera.

Tapicerías barrocas, mobiliario dorado y grandes obras pictóricas, es el entorno donde vive Imelda Marcos.

La ex primera dama posa al lado de un busto en bronce de su esposo, Ferdinand Marcos. Combina un vestido de gala bordado a mano de color verde, el mismo tono de sus esmeraldas.

Ante un gran mural del artista filipino Botong Fiancisco que ocupa uno de los muros de la sala de fiestas con la que cuenta su mansión. La obra muestra escenas familiares.

Sentada en uno de los tresillos de su colosal salón. Gran amante de las joyas, exhibe alrededor de su cuello más de 30 topacios.

En el jardín tropical de su mansión, Imelda posa delante de la imagen de la Virgen de Fátima, patrona de Portugal, que hizo llegar a Manila desde Rusia. Luce un "temo" de color marfil y negro, con pedrería, diseñado por el filipino Ramón Valera.

Sugerencias de Producto

Texto
Texto internacional general para España
Foto
Gráfico Galicia
Foto
Gráfico Cataluña
Foto
Gráfico deportes España
Texto
Efedata
Foto
Fototeca
Vídeo
EFE VÍDEO Internacional para España
Foto
Servicio Gráfico General España