Reportaje

19/03/2004 12:00 (UTC)

HOGAR Y DECORACIÓN

Dormitorios para jóvenes

  • Fecha: 19/03/2004 12:00 (UTC)
  • Autor: Inmaculada Tapia
  • Fotos: 5
  • Palabras: 800
  • Referencia: 4000012503

Ya han dejado de ser unos niños y los más jóvenes de la casa se han convertido en unos adolescentes que quieren dejar atrás una etapa de su vida. Su vestuario cambia y sus gustos y necesidades en la decoración de su dormitorio también. Cómo conseguirlo sin tener que hacer grandes transformaciones es cuestión de ingenio e imaginación.

Cuando se eligen los muebles para la habitación de un niño siempre hay que tener en cuenta que el pequeño no va a tener siempre la misma estatura, y que poco a poco los juguetes irán cediendo espacio a los libros de estudio.

Hay que tener mucho cuidado a la hora de elegir los colores que se combinan en el mobiliario. Las maderas de pino o cerezo se mezclan con melaminas en morado, amarillo o azules, y no siempre son fácilmente transformables pasado el tiempo. Aunque siempre se pueden forrar con papel pintado.

Uno de los cambios fundamentales tiene que ver con la pintura de la pared: ha llegado la hora de quitar las típicas cenefas adhesivas con dibujos infantiles llenos de ositos y muñecos dormilones que dividen la pared. Una mano de pintura de un color diferente al que había antes, que avive la habitación, es una solución rápida.

Las cortinas o visillos que cuelgan de las ventanas también necesitan un pequeño repaso. Unos estores es una solución actual e informal de innovar ese...

  • Fecha: 19/03/2004 12:00 (UTC)
  • Autor: Inmaculada Tapia
  • Fotos: 5
  • Palabras: 800
  • Referencia: 4000012503

Ya han dejado de ser unos niños y los más jóvenes de la casa se han convertido en unos adolescentes que quieren dejar atrás una etapa de su vida. Su vestuario cambia y sus gustos y necesidades en la decoración de su dormitorio también. Cómo conseguirlo sin tener que hacer grandes transformaciones es cuestión de ingenio e imaginación.

Cuando se eligen los muebles para la habitación de un niño siempre hay que tener en cuenta que el pequeño no va a tener siempre la misma estatura, y que poco a poco los juguetes irán cediendo espacio a los libros de estudio.

Hay que tener mucho cuidado a la hora de elegir los colores que se combinan en el mobiliario. Las maderas de pino o cerezo se mezclan con melaminas en morado, amarillo o azules, y no siempre son fácilmente transformables pasado el tiempo. Aunque siempre se pueden forrar con papel pintado.

Uno de los cambios fundamentales tiene que ver con la pintura de la pared: ha llegado la hora de quitar las típicas cenefas adhesivas con dibujos infantiles llenos de ositos y muñecos dormilones que dividen la pared. Una mano de pintura de un color diferente al que había antes, que avive la habitación, es una solución rápida.

Las cortinas o visillos que cuelgan de las ventanas también necesitan un pequeño repaso. Unos estores es una solución actual e informal de innovar ese...

  • Fecha: 19/03/2004 12:00 (UTC)
  • Autor: Inmaculada Tapia
  • Fotos: 5
  • Palabras: 800
  • Referencia: 4000012503

Ya han dejado de ser unos niños y los más jóvenes de la casa se han convertido en unos adolescentes que quieren dejar atrás una etapa de su vida. Su vestuario cambia y sus gustos y necesidades en la decoración de su dormitorio también. Cómo conseguirlo sin tener que hacer grandes transformaciones es cuestión de ingenio e imaginación.

Cuando se eligen los muebles para la habitación de un niño siempre hay que tener en cuenta que el pequeño no va a tener siempre la misma estatura, y que poco a poco los juguetes irán cediendo espacio a los libros de estudio.

Hay que tener mucho cuidado a la hora de elegir los colores que se combinan en el mobiliario. Las maderas de pino o cerezo se mezclan con melaminas en morado, amarillo o azules, y no siempre son fácilmente transformables pasado el tiempo. Aunque siempre se pueden forrar con papel pintado.

Uno de los cambios fundamentales tiene que ver con la pintura de la pared: ha llegado la hora de quitar las típicas cenefas adhesivas con dibujos infantiles llenos de ositos y muñecos dormilones que dividen la pared. Una mano de pintura de un color diferente al que había antes, que avive la habitación, es una solución rápida.

Las cortinas o visillos que cuelgan de las ventanas también necesitan un pequeño repaso. Unos estores es una solución actual e informal de innovar ese...

  • Fecha: 19/03/2004 12:00 (UTC)
  • Autor: Inmaculada Tapia
  • Fotos: 5
  • Palabras: 800
  • Referencia: 4000012503

Ya han dejado de ser unos niños y los más jóvenes de la casa se han convertido en unos adolescentes que quieren dejar atrás una etapa de su vida. Su vestuario cambia y sus gustos y necesidades en la decoración de su dormitorio también. Cómo conseguirlo sin tener que hacer grandes transformaciones es cuestión de ingenio e imaginación.

Cuando se eligen los muebles para la habitación de un niño siempre hay que tener en cuenta que el pequeño no va a tener siempre la misma estatura, y que poco a poco los juguetes irán cediendo espacio a los libros de estudio.

Hay que tener mucho cuidado a la hora de elegir los colores que se combinan en el mobiliario. Las maderas de pino o cerezo se mezclan con melaminas en morado, amarillo o azules, y no siempre son fácilmente transformables pasado el tiempo. Aunque siempre se pueden forrar con papel pintado.

Uno de los cambios fundamentales tiene que ver con la pintura de la pared: ha llegado la hora de quitar las típicas cenefas adhesivas con dibujos infantiles llenos de ositos y muñecos dormilones que dividen la pared. Una mano de pintura de un color diferente al que había antes, que avive la habitación, es una solución rápida.

Las cortinas o visillos que cuelgan de las ventanas también necesitan un pequeño repaso. Unos estores es una solución actual e informal de innovar ese...

  • Fecha: 19/03/2004 12:00 (UTC)
  • Autor: Inmaculada Tapia
  • Fotos: 5
  • Palabras: 800
  • Referencia: 4000012503

Ya han dejado de ser unos niños y los más jóvenes de la casa se han convertido en unos adolescentes que quieren dejar atrás una etapa de su vida. Su vestuario cambia y sus gustos y necesidades en la decoración de su dormitorio también. Cómo conseguirlo sin tener que hacer grandes transformaciones es cuestión de ingenio e imaginación.

Cuando se eligen los muebles para la habitación de un niño siempre hay que tener en cuenta que el pequeño no va a tener siempre la misma estatura, y que poco a poco los juguetes irán cediendo espacio a los libros de estudio.

Hay que tener mucho cuidado a la hora de elegir los colores que se combinan en el mobiliario. Las maderas de pino o cerezo se mezclan con melaminas en morado, amarillo o azules, y no siempre son fácilmente transformables pasado el tiempo. Aunque siempre se pueden forrar con papel pintado.

Uno de los cambios fundamentales tiene que ver con la pintura de la pared: ha llegado la hora de quitar las típicas cenefas adhesivas con dibujos infantiles llenos de ositos y muñecos dormilones que dividen la pared. Una mano de pintura de un color diferente al que había antes, que avive la habitación, es una solución rápida.

Las cortinas o visillos que cuelgan de las ventanas también necesitan un pequeño repaso. Unos estores es una solución actual e informal de innovar ese...

Contenidos del Reportaje:

<
>

Poco a poco, los juguetes irán cediendo espacio a los libros de estudio

Valencia Diseño prefiere los diseños sobrios en habitaciones llenas de luz.

El espacio de las cajoneras es importante y un espacio extra fuera del armario.

Habitat propone una habitación de campaña para los amantes de la naturaleza y los animales. Estanterías y un armario adaptable a cualquier espacio.

Valencia Diseño prefiere los diseños sobrios en habitaciones llenas de luz.

Sugerencias de Producto

Texto
Efedata
Multimedia
Contenidos digitales general multimedia con vídeo España
Foto
Gráfico Cataluña
Texto
Texto deportes general España
Texto
EFECOM
Vídeo
EFE VÍDEO España
Foto
Servicio Gráfico General España
Vídeo
EFE VÍDEO